Este fin de semana, el gobierno que encabeza el presidente municipal, Ángel Rafael Macías Mora, se sumó por tercera ocasión a las medidas de la nueva movilidad emitidas por el gobernador del estado de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, el pasado 6 de enero; esto derivado del aumento de casos por COVID-19 en la región.


Durante esta tercera semana, los negocios no esenciales de Ixtlán cerraron durante los días jueves, viernes y sábado, en punto de las 19:00 horas; los restaurantes, cenadurías y pizzerías trabajaron única y exclusivamente con la modalidad de servicio para llevar.


Así mismo, el día domingo se mantuvo el cierre total de los negocios, a excepción de farmacias, consultorios de atención médica, gasolineras y velatorios, con lo cual, se pudieron apreciar las calles vacías de la cabecera municipal y de las diferentes comunidades.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí